El tarot de San Antonio – ARCANOS MAYORES (1era parte)

 

Este es un largo cuento que a veces me cuesta contar. No porque no me guste, sino que es súper largo y tienen tantas ramas. Me suele pasar con todo lo que hago que no tiene una sola línea recta de historia y a veces es confuso. En fin, de dónde nace mi interés por crear una baraja del tarot y porqué San Antonio y porqué un montón de cosas más.

Mi interés por el tarot comienza muchísimos años atrás, cuando tenía como 13 o 14 años. Encontré una baraja del tarot de marsella con un libro guía en la habitación de una prima mientras ella limpiaba. Se lo pedí prestado y empecé a leer las cartas junto con el libro guía. Fue una experiencia súper divertida que después de un tiempo dejé porque algo que no me gusta y no me interesa realmente es que las personas pongan su destino en una baraja de cartas o en lo que yo tenga que decir. Desde siempre he tenido la creencia que cada quien dirige su propio destino, por lo que lo disfruto como juego.

Desde ese entonces siempre me quedaron en la memoria los dibujos de las cartas. Cuando comencé a ilustrar, recordaba eso y estaba entre esas metas que piensas o dices, pero nunca haces “Hacer mi propia baraja del tarot”.

Luego surge de nuevo esto la idea cuando realicé la muestra El Hilo de Ariadna. Al reescribir el mito, Ariadna pasaba por una serie de situaciones y se encontraba con personas que la hacían recordar que ella era suficientemente fuerte como para salvarse ella sola. Esta serie de situaciones la representé con 11 dioramas de cartas de el tarot a mi estilo. Luego de esta muestra me queda el bichito prendido de hacer la baraja que tantos años dije que quería hacer.

Debo confesar que no tengo miles de años de experiencia y lectura sobre el tarot. Este es un trabajo con el que tengo un acercamiento meramente desde el arte, la ilustración, etc. No desde un punto de vista esotérico. Mi interés también es de algún modo trabajar desde un punto de vista más artístico la imagen de la bruja. Desde El Hilo de Ariadna y este acercamiento al utilizar el tarot para narrar esta especie de camino por el regreso a la fuerza femenina, el regreso a la sabiduría interna, tenía que ver con esta imagen de la bruja como una mujer independiente, sabia, y con suficiente confianza como para existir no bajo los preceptos que se espera de ella, que sea una princesa callada que espera un príncipe la salve. En cierto modo utilizo el tarot como medio para comunicar una idea o un discurso, dentro de los dibujos y luego dentro del significado que trabajé en las cartas. Mas no era mi pretensión crear un medio de lectura de la suerte donde pudieras saber si te vas a casar o ganar la lotería. Aunque sí lo utilizo de ese modo, no es algo en lo que crea.

Comencé en febrero del 2017 el camino a cumplir la meta de dibujar 80 cartas del tarot. El tarot tradicional tiene 22 arcanos mayores y 56 menores. Yo realicé 24 arcanos mayores por lo que mi baraja tiene 80 cartas.

En la última exposición de esta muestra que fue en Machala, tuve la oportunidad de realizar una pequeña charla sobre el proyecto y surgieron preguntas que a veces yo no las pienso tanto, pero fue interesante darme cuenta cuando alguien me preguntó que si cada carta era un pequeño mundo que podía ser explicado y me preguntó por 2 o 3 cartas y cada una sí era un pequeño mundo de explicaciones.

Por eso digo que este es un largo cuento que finalmente me he decidido sentarme a explicar más a fondo los mundos que esconde esta baraja. Lo iré publicando por partes por que es una baraja muy larga la verdad como para hacer todo en un solo post.

Entonces para el que esté interesado y quiera leer todas las cosas que me pasan por la cabeza cuando me pongo a dibujar. El arte, el dibujo, la ilustración, la edición de pequeños libros, para mí es un trabajo de resolver muchas cosas que me aquejan personalmente. Este trabajo no fue la excepción.

Los arcanos mayores fueron los primeros en dibujarse ¿porqué me inventé 2? Creo que tenía que ver con que el número 78 me parecía incompleto, como la razón más simple, burda y aburrida que te puede sonar. No hay demasiada magia en mi decisión de crear 80 y no 78 jajaja. Las dos cartas que inventé tenían que ver con situaciones que en ese momento me parecían importantes.

De todos modos al leer los significados de las cartas del tarot, son muy abiertos, un poco como los horóscopos. “Al que le calce el guante que se lo chante”. Lo que me gusta del tarot también es que es una especie de “juego de rol”, se puede utilizar como forma de ir creando historias y cada carta como una situación nueva. Queda a tu imaginación o capacidad creativa ir hilvanando una historia que concuerde con lo que el que recurre a ti quiere escuchar. Tal vez esto salve, o arruine mi baraja, pero es en parte importante para mí aclararlo. Incluso cuando escribí muchos significados de las cartas, traté de hacer que los significados impliquen responsabilidad sobre las propias acciones de uno mismo. No viene el príncipe o el destino a rescatarnos, tenemos que hacerlo nosotros.

Antes de empezar, aclaro que entre muchas fuentes que utilicé la más importante tal vez (no será muy impresionante) es la página Biddy Tarot. Lo que me gustó de esta página es que antes de explicar el “significado” de lo que quiere decir en el destino una carta, explicaba la simbología de cada uno de los dibujos en la carta. Que es algo que al menos dentro de las búsquedas que hice no encontré en otra parte. Esto me era útil para luego realizar una traducción de lo que yo quería que diga la carta.

ARCANOS MAYORES

 

 La Lunática (el loco)

Una de las primeras cosas que sucedió, desde la creación de las cartas para El Hilo de Ariadna y luego para esta baraja fue que todo lo que fue posible “feminizarlo” lo cambié. Como contaba era una cuestión de empoderar las brujas internas, las intuiciones internas. Para mí la bruja, no es un ser que hace hechizos mágicos o maldiciones con su caldero. Es una mujer simplemente, no siendo reprimida de ser lo que quiera ser y que sólo responde a sí misma.

El loco tiene que ver con tomar tus propios riesgos, tu propio camino. En la carta original es alguien que está a punto de saltar un precipicio sin mayor preocupación con el sol iluminando su camino. Con un perrito fiel y una flor blanca en su mano. 

Yo coloqué el gato, en la carta original representando a mi gato que siempre me acompaña cuando estoy en casa. Pero además por toda esta connotación, tal vez muy básica, de las brujas siempre andando con gatos. El gato también simbolizando más independencia, astucia.

Esta bruja que salta el precipicio tiene una escoba voladora lo cual representa que tiene más herramientas de su lado.

Está desnuda porque tiene que ver con mucha confianza en su cuerpo y sentirse muy en confianza con sus curvas y los pelos. Me encanta poner ciertos toques de “joyas” en los dibujos. Porque siempre recuerdo que como a las 12 años más o menos, me compré una tobillera. Una pulsera que era para el tobillo. Recuerdo que una tía abuela estaba ahí y dijo como comentario muy seria que las tobilleras eran para “Mujeres de la vida”. Mi hermana que estaba también, se rió conmigo, le preguntamos que porqué era de “mujeres de la vida”, pero no quiso responder. Por esto siempre me gusta poner ciertos toques de joyas, aunque en la vida real casi no las uso.

Le puse un fondo de plantas de algodón, porque además que siempre me han parecido hermosas estas plantas. Justo terminaba de revisar cómo estaba muy ligada la imagen de las plantas de algodón con la esclavitud. Quise ponerlo como una especie de dejar atrás pesos de represión.

 

La Maga (El mago)

 

 

 

 

 

 

 

La maga en El Hilo de Ariadna apareció y era un personaje completamente distinto al de esta baraja, en la primera versión representaba a una amiga muy querida que siempre me está dando ideas nuevas y recomendando materiales. Es una persona que aprecio muchísimo porque es de esas amigas que te ayudan a crecer, sobretodo profesionalmente y de espíritu. En la primera versión cuando representaba a una persona en mi vida le preguntaba con qué animal se identificaba y ella dijo la pantera. Por lo que lleva una versión de máscara de pantera verde surreal. Tenía muchas Margaritas porque Margarita es el nombre de mi amiga y tenía símbolo de panal porque ella tiene esta cualidad de ser muy recursiva y trabajadora. De cositas pequeñas va formando cosas gigantes. Un poco como veo el trabajo de abejas.

En esta versión tiene que ver con otra cara. Para empezar la carta del mago representa todas las herramientas que uno puede tener para realizar algo. Sobretodo herramientas de preparación intelectual. En este caso quería trabajar una especie de mi versión de Medea. De nuevo por este mismo tema de las brujas. Una versión “visual” de Medea que me gusta mucho es la que hizo Alphonse Mucha, por lo que tomé como referencia su corona para hacer la mía.

El resto creo que puede leerse fácilmente, de sus poderes esta hechicera controla el universo de posibilidades. No tomo realmente elementos de la carta original que es donde el mago tiene sobre una mesa los símbolos de los 4 grupos de arcanos menores, simbolizando estas herramientas a su alcance.

 

 

La suma sacerdotisa

Esta carta aparece también en El Hilo de Ariadna, y es prácticamente igual. Esta carta en ambas versiones es mi madre, al representar el paso a la sabiduría. En la carta original esta puerta que tiene atrás la sacerdotisa representa como esa guardiana a ese mundo. Mi mamá colecciona pequeñas figuras de búhos, y es la figura con la que casi siempre la relaciono, por eso elegí ese antifaz.

Cuando dibujo la luna, tiene que ver con alguien que tiene buena intuición. En la carta original la sacerdotisa tiene una luna a sus pies, se supone por su dominación sobre su intuición. Para mí la luna es un símbolo de eso que te ilumina en medio de la oscuridad, que por lo general es lo que se llama “intuición”.

Las granadas también son frutas que aparecen en la carta original en el tarot de Marsella tiene relación con Perséfone . El vórtice del mito según wikipedia:

 

“…Perséfone, fue secuestrada por Hades, el dios de la muerte y el inframundo. Deméter, su madre, era la diosa de la vida, la agricultura y la fertilidad. Descuidó sus deberes mientras buscaba a su hija, por lo que la tierra se heló y la gente pasó hambre: el primer invierno. Finalmente Deméter se reunió con su hija y la tierra volvió a la vida: la primera primavera. Desafortunadamente, Perséfone no podía permanecer indefinidamente en la tierra de los vivos, pues había comido unas pocas semillas de una granada que Hades le había dado, y aquellos que prueban la comida de los muertos ya no pueden regresar. Se llegó a un acuerdo por el que Perséfone permanecería con Hades durante un tercio del año (el invierno, puesto que los griegos solo tenían tres estaciones, omitiendo el otoño) y con su madre los restantes ocho meses. Los misterios eleusinos celebraban el regreso de Perséfone, pues este era también el regreso de las plantas y la vida a la tierra. Perséfone había comido semillas (símbolos de la vida) mientras estuvo en el inframundo (el subsuelo, como las semillas en invierno) y su renacimiento es, por tanto, un símbolo del renacimiento de toda la vida vegetal durante la primavera y, por extensión, de toda la vida sobre la tierra…”

 

 

La emperatriz

La emperatriz no estuvo en El Hilo de Ariadna, técnicamente, porque utilicé una versión de el nacimiento de Venus que hice para la muestra anterior, para hacer esta carta. La carta es símbolo de esta diosa, de la sexualidad, de sentirse sexy, además de la fertilidad no sólo de bebés, sino de ideas, de proyectos, de tierra fértil en todos sus sentidos literales y figurativos.

Uno de mis cuadros favoritos de toda la vida es el nacimiento de Venus de Boticelli y es la primera imagen que viene a mí cuando se hace referencia a Venus, la primavera, el amor, la fertilidad, la sensualidad. Me encanta hacer versiones de este cuadro. Me encanta cuando encuentro referencias a este cuadro en películas. etc.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El emperador

Captura de pantalla 2018-02-11 a las 12.49.50 a.m.

Como de esta carta sí existía la versión “femenina”, era difícil eliminarla, pero como me era importante la idea de que de todas las cartas tuvieran algo muy mío. Esto fue una mezcla. Mis clásicos tentáculos, me encanta dibujar pelos, cabellos largos y llenos de líneas. Me encantan las barbas y los bigotes.  Este personaje en específico me inspiré en esta máscara que vi en en el museo de arte popular de México en el DF. Es un lugar MARAVILLOSO, son como 5 pisos de todas las artesanías que podrías encontrar en casi todo el país.

 

 

 

 

 

El Hierofante

Me encanta esta carta. Esto sale de una ilustración anterior que hice para La Licuadora en la edición que se hizo sobre Alicia en el país de las maravillas (la que está a la izquierda en pequeño). Uno de mis personajes favoritos de esta historia es la oruga y tengo todo un tema con las orugas y cómo se encierran para transformarse.

Este personaje me gusta y creo que se me conectó con esta idea del Hierofante, que es “El papa” o “El sacerdote” más comúnmente en el tarot. Pero encontré la palabra hierofante y me gustó más.

En medio de la confusión de Alicia, al no encontrarse en el mundo de locos, la oruga le pregunta “¿Quién eres tú?”

Esta parte de Alicia me gustaba creo que por todo el misterio y la pipa árabe, pero además se me conectó con la idea de siempre cuestionarnos quienes somos antes de creer o seguir ciegamente a algo. Qué es en sí lo que nosotros creemos o porqué queremos apostar sin seguir a nadie más o aunque se siga en un grupo, sea por convicción y decisión propia.

Para ciertas ilustraciones me gusta agregar en las camisetas de algún personaje, que considero que  cuestiona alguna o muchas ideas, la frase “Punk is not dead”. También es un mini tributo a Persepolis.

Esta carta no toma nada de la idea original. Tal vez no es en sí la misma idea del personaje. El significado de esta carta es que si te sale al derecho es porque quieres seguir las normas tradicionales sin mucho cuestionamiento y al revés significa que te revelas del “status quo”.

Para mí más que ser esta idea de sacerdote o papa que te guía, es que tal vez sí te encuentras en esa situación ambigua de no saber qué quieres o a dónde vas, y llega la oruga a preguntarte, al igual que a Alicia, “¿Quién eres tú? ¿Qué quieres tú?”.

Enamoradxs

(Los enamorados)

Esta carta me tomó algún tiempo hacerla, pues lo que quería dibujar de algún modo es que el amor está “en todas partes”. Creo que de hecho hice unas 2 versiones más de esta carta donde sí aparecían parejas humanas. Pero quería ampliar el concepto del algún modo.

Me encanta conocer sobre las abejas, el trabajo que hacen, las colmenas, etc. Siento que son como de esas creaciones increíbles de la naturaleza. Entonces se me vino la idea de una abeja polinizando una flor. Con sus tatuajes de reina abeja (la corona), el amor por todos lados, “flower power” como chiste hippie, pero además por la conexión abejas y flores.

También me emociona saber de esta relación flores, abejas y las flores que sirven para una u otra cosa, que las flores no son sólo adornos bonitos, sino que además tienen muchas utilidades. En este caso es una amapola, que creo que está asociada más bien con drogas, pero entiendo que si no se la usara para lo que se la usa, sería buena para hacer dormir. Hay una serie de flores que llaman más a las abejas que otras, entre esas está la amapola.

De la carta original creo que sólo tomé dos ideas la del ángel sobre la pareja. Que en este caso lo convertí en cupido, y las pocas veces que dibujo a cupido, lo dibujo o ciego o con vendas en los ojos, por: “el amor es ciego” y la manzana mordida porque entiendo que la carta original presenta a Adán y Eva.

 Locomotora (El carro)

Esta carta también es una de mis cartas preferidas. Me gustan casi todas, pero cuando hablo de mis preferidas, tal vez fue porque me gustó el proceso de crearlas. Esta para empezar la cambié el nombre, aparte por algo femenino, porque me gusta mucho una canción de café tacuba que se llama La Locomotora.

Por un lado el modelo del auto, no sé si es fácil de reconocer, pero lo saqué de uno de mis dibujos animados favoritos de cuando era niña: Las carreras de autos locos. La verdad no recuerdo bien de qué iba la tira, pero me ENCANTABA la construcción de cada uno de los autos y cómo iba con la personalidad de sus conductores.

 

 

 

 

 

 

 

 

La conductora es mi versión de Vampira la presentadora de películas de terror. Toda esta serie de personajes que son similares como Vampira, Elvira, Morticia, de mucha sensualidad y al mismo tiempo de terror estuvieron muy presentes durante mi infancia al igual que las caricaturas de Hanna Barbera. Esta carta se podría decir que de algún modo ha sido más que nada caprichos y conexiones de cosas que me encantan, haciéndoles tributo y referencia a mi mundo. Porque el significado de la carta tiene que ver con cosas muy ajenas a lo que elegí dibujar. Tiene que ver con liderazgo, movimiento, control. Supongo que tiene referencia por el control de la máquina. Pero no traté de hacer demasiadas conexiones al significado. Sino tal vez lo que a mí me evocan “los carros” y las máquinas, etc.

 

 

  La fuerza

 

 

 

 

 

 

Esta carta tiene una historia un poco larga. “Es y no es” de mis procesos preferidos al mismo tiempo. Es que en sí esta ilustración es un reciclaje de otras ideas. Empezaré por el principio, valga la redundancia. La carta de la fuerza, es como lo dice su significado, tiene que ver fuerza sobretodo espiritual y tener mucho control sobre las situaciones a pesar de lo adverso, etc. 

Esta carta fue una de las que realicé para El Hilo de Ariadna y esa versión de la carta fue muy diferente, y fue un proceso que me tomó algún rato definirlo. Pues con esta carta quería representar la fuerza de las mujeres de mi familia, dentro de la historia de Ariadna. La carta del tarot original tiene una mujer domando un león, por lo que quería mantener la idea de “un felino” domado en la carta. Elegí el tigre, y en la primera versión quería de algún modo poner manos que sean un “don” que regalan varias personas y al centro estaba una “planchette” de ouija por una historia que conté también en la muestra anterior sobre una tía abuela.

Pero estas manos no eran cualquier mano, había tomado las manos de una diosa hindú de la fuerza, Durga. En el fondo de la carta encontrarías una especie de piel de tigre. Amo esta versión de la carta, pero al llegar a la baraja comprendí que eran demasiados detalles como para poder dibujarlos en el formato y que se siga apreciando cada cosa.

Pero de dónde sale la versión nueva de la fuerza para la baraja. Como dije este dibujo es un reciclaje. Este tigre con cabeza de mujer es un tatuaje que tengo en la espalda, que me hice hace muchos años antes de pensar en hacer este tarot.

Como dije, este proceso es y no es de mis preferidos. “Es” porque sí disfruté mucho el momento en que hice el diseño del tatuaje y “no es” porque es un reciclado en realidad. No es que realicé un proceso específico para esta carta. En fin, qué pensaba cuando hice el diseño del tatuaje y qué me llevó a reciclar este diseño aparte de la referencia del tigre.

Cuando hice esto, yo quería hacer mi versión de el cuadro El venando herido de Frida Kahlo que me gusta mucho visualmente, pero no en sí su significado. Quería mi versión de mujer con cuerpo de animal, pero no una herida o débil. Entonces salió la idea de el tigre y las flores de manzanilla porque es otra flor que parece inofensiva, pero tiene la propiedad de desinflamar. Además este tatuaje tiene otra historia más larga que tiene que ver con otra diosa, pero ya creo que es demasiada información que no viene al caso jaja.

 

 

 

La ermitaña (el ermitaño)

Esta también es de mis favoritas, por el proceso, el significado y las ideas que surgieron para hacerla, etc. Esta carta también fue parte de El Hilo de Ariadna. Era una parte un poco como “paren el mundo que me voy a encerrar a analizar qué demonios estoy haciendo”.  Además que este diorama lo repetí algunas veces hasta que quedó como me gustó, fuera de cambiar los colores, quedó igual que la primera que hice.

De nuevo, la idea de la oruga que se encierra a buscar dentro de sí misma, a reflexionar, para luego convertirse en mariposa. Lo que tomo de la carta original es la luz que lleva el ermitaño, que creo que tenía que ver con que la única luz que lo guía es su luz propia. Lo hice como un farolito de importadora china que son los lugares que más me gusta visitar en el centro de la ciudad.

Puse flores de jazmín porque son unas que siempre me recuerdan a las mujeres de mi lado materno. Un poco también como volver al útero, para poder volver a nacer.

Creo que como se darán cuenta todo el tarot a la final lleva el nombre de un ermitaño y es la guía para brujas y ermitaños porque siempre trabajo con estos personajes. Ya profundizaré sobre estas ideas más adelante, pero es algo que casi siempre retomo. Por ejemplo Como masticar madera: Una siesta de Petro Lapin era una muestra cuya figura central era un ermitaño. Tengo sentimientos encontrados con este tipo de personaje, porque aunque considero que es muy importante de vez en cuando descansar y volverse un ermitaño, hay que tener cuidado con aislarse demasiado y enamorarse de la soledad. Porque de todas manera sí se necesita de los otros para seguir, para nutrirte, para cosas básicas y necesarias para el ser humano.       

 

                                                         

La rueda de la fortuna

Si tuviera que elegir por vida o muerte, cuál de todas las cartas que hice es mi favorita, creo que fácilmente diría que es esta. Esta también estuvo en El Hilo de Ariadna y era un poco la primera parte de el pasaje por las cartas del tarot.

Un gran paso que abrió el camino a hacer El Hilo de Ariadna fue volver a dibujar tentáculos, que tenían mucho tiempo sin aparecer en mis dibujos. Pensé en esta carta como generar tu propio movimiento. Agarrar el timón de las cosas que suceden a tu alrededor y no quedarte estático.

Me encanta el grabado de Hokusai, la gran ola, por lo que casi siempre que tengo o quiero dibujar agua, trato de hacer algún tipo de mención a este grabado.

A modo de aviso dibujé la serpiente que se muerde la cola, pues no puedes realmente avanzar sin romper patrones, sino te encontrarás en el mismo punto nuevamente.

 

 

Captura de pantalla 2018-02-11 a las 4.59.21 p.m.

Justicia

 

Esta carta no tiene demasiado trasfondo. Fue una idea bastante visceral. Cuando me dan ganas de pensar en justicia, pienso en reventar cosas con un bate de beisbol, con clavos en la punta y quise dejarle esta idea de la balanza que decide qué pesa más para tomar decisiones sobre si algo está bien o mal. Con fondo de flores rosa porque soy así, dulce como los cupcakes.

 

Esta fue la primera parte de este largo cuento, pronto estaré publicando más sobre el proceso de creación de mi baraja del tarot.

 

 

 

 

 

 

 

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Coremi dice:

    Hola, acabo de tropezar con tu blog y me han fascinado tus dibujos 🙂 también me gustan las cartas de tarot y tus reinterpretaciones de las mismas son geniales, así como la historia detrás de cada una. Seguiré pasándome por aquí. Saludos 😉

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s